domingo, 1 de agosto de 2010

Valencia-Cuenca en defensa de nuestro tren

Aquí os dejo el reportaje de lo que ha sido mi mayor hazaña en mi bici de carretera (ya dudo si algún día la repetiré). En años anteriores, unas veces en solitario y otras en compañía de mis colegas, ya nos habíamos merendado los 180 Km que separan mi casa de Valencia, del pueblo. Pero ya hace tiempo que tenía en la cabeza el recorrer los casi 230 Km que hay desde el Miguelete hasta las Casas Colgadas. Una hazaña para unos, o una gilipollez para otros, pero como digo yo... cada loco con su tema.
La ruta va siguiendo el trazado ferroviario de la línea Valencia-Cuenca, que nuestros políticos quieren cerrar para que la España rural se siga muriendo. Como ferroviario y como defensor de la vida en nuestros pueblos, reivindico la continuidad de nuestro tren.

¡ NO AL CIERRE DE LA LINEA UTIEL-CUENCA-ARANJUEZ !

Empiezo el recorrido a los pies del Micalet sobre las 06:20 AM.
Nuestra bonita Estació del Nord con las primeras luces del día.
Después de salir centro, paso por las poblaciones de Mislata, Quart y Manises.
Siguiendo el trazado paso junto a la Estación de Loriguilla-Reva...
... y más tarde junto al Circuito de Ricardo Tormo.
Pasando por Cheste.
La fuente de Chiva (20 chorros y la chorra)...
...y su estación.
Estampa ferroviaria antes de atacar...
...el Portillo de Buñol, que se sube tranquilamente por la antigua N-3
Puente que cruza la N-3, junto a la estación de Ventamina.
El apeadero de Siete Aguas.
El Toro de Osborne, nuestra seña de identidad en la recta del Rebollar.
Parada en Requena, en la Fuencaliente, donde refresco los pinreles y repongo calorías.
San Antonio, el pueblo de mi madre...
...con su iglesia de corte modernista.
La "superestación"deUtiel.
Con toda la fuerza del día, me planto en Camporrobles.
Y por fin ¡Castilla la Mancha!
Parada en la fuente del Rata de Mira...
...y en este pueblo me hice un bocata y un café junto al río que lleva su nombre.
Despues de comer atacamos el puerto de Mira y bajando a Narboneta disfrutamos de
las vistas del viaducto de ferrocarril que por mucho tiempo fue el más largo de España.
En Víllora el calor y el agotamiento empiezan a pasar factura...
...por eso lo mejor es hacer una pausa y descansar unos minutos.
Salimos de Víllora y contemplamos que su estación en ruinas ha desaparecido.
Cruzamos el Cabriel y atacamos el cuarto puerto que nos llevará...
...a Cardenete.
Estampa de la Gramedosa y...
...del puente de San Jorge.
Por fin el "Cerrito de la Arena".
Aquí, en nuestra estación supero una crisis existencial y ataco los últimos 45 km.
Ya estoy muy cerca ¡no me lo puedo creer!
La Melgosa, última estación antes de entrar en...
¡¡¡¡ CUENCA !!!
Y aunque aquí terminaba mi ruta reivindicativa...
...todavía me quedaron fuerzas para...
...subir al casco antiguo, hacerme la foto de la Catedral y...
... la foto final en las Casas Colgadas.
(la posición de retrato nocturno de mi Pentax me hace parecer un fantasma)
Y desde el puente de San Pablo, me dejo caer...
...hasta el Mesón el Tormo, donde la familia me esperaba para cenar.

En fin, una pasada aunque sea en solitario.
Igual si alguien me acompaña... la repito el año que viene.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada